Buenos Aires, Madres de la Plaza de mayo

Hoy hace 35 años que se constituyó, en Buenos Aires, la Asociación Madres de la Plaza de mayo. La pretensión de aquellas madres, impotentes ante el Gobierno para exigir el paradero de sus hijo/as y esposos, decidieron agruparse, caminar juntas, de forma pacífica en la vía pública. La palabra “Desaparecidos” se comenzó a utilizar para identificar a las personas secuestradas que nunca regresaron a sus hogares. Los familiares desconocían su paradero e ignoraban si estaban vivos o muertos. La censura ejercida por la junta militar impedía la divulgación pública de estos hechos y no era posible denunciar la desaparición de un ser querido o de un conocido. En ese marco de miedo y silencio surgieron las Madres de Plaza de Mayo, un grupo de mujeres que desafió al Poder.Cuando sus hijos eran secuestrado acudían a golpear puertas buscando la notícia de su paradero. Si de forma individual no conseguían llegar a las autoridades, la presencia de muchas madres propiciaría tal vez el dialogo.
Eligieron la Plaza de Mayor por su proximidad con la Casa Rosada, residencia del Presidente del país. Dado que la policia no les permitia quedarse en la plaza, decidieron dar vueltas alrededor mientras discutían sus planes. Aunque en un principio eran solo unas 14 madres, la cifra se iría multiplicando. Un pañuelo blanco en la cabeza -aún hoy las distingue- el mismo que servía de pañales a sus hijos, les identificaba en aquella manifestación pública, la primera que se movilizó contra la dictadura de Pinochet, que tanto dolor, desparecidos y muerte acarreó en aquella guerra y dictadura que Argentina sufrió entre los años 1976-1983.
El 24 de Marzo de 1976, un golpe militar destituyó a la entonces Presidente Constitucional María Estela Martínez de Perón. Los militares golpistas manifestaron que venían a poner “orden”, pero el orden que impusieron fue terror y muerte.
Secuestraron y asesinaron a miles de personas que fueron conducidos a lugares clandestinos de detención, detenidos ilegalmente, salvajemente torturados y en su mayoría, asesinados. En Argentina llegó a haber alrededor de 368 campos de detención ubicados a lo largo y a lo ancho del país. Aunque es difícil confirmar el numero de víctimas del terrorismo de Estado, se habla de más de 30 mil. ¿El pecado? Ser joven, no estar de acuerdo con el sistema dictatorial. Sin previo aviso eran detenidos, torturados, asesinados o lanzados desde avionetas al océano. Las muijeres embarazadas eren retenidas en espacios diferenciados hasta el momento del parto. Luego, sus hijos eran entregados a los mejores postores, mientras hacían desaparecer los cuerpos de las madres.
Existe otra organiación Abuelas de la Plaza de Mayo que trabajan en la identificación de los niños robados, y recien otra llamada Hijos, formada por los hijos de los detenidos que desean seguir con la lucha iniciada por Madres y Abuelas. He compartido con Madres y Abuelas algún tiempo en Buenos Aires y también en Barcelona. Su labor es digna de encomio. Sus logros son notorios. Muchos de aquellos niños saben hoy quienes eran sus padres.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: