Una jornada muy particular

Será que los años conducen a situaciones especiales, o  tal vez porqué estamos atentos a lo que la vida depara, no solo a nosotros mismos sino, a quienes queremos, personas de nuestro entorno. Visitar enfermos, forma parte de nuestro compromiso de vida. Siempre lo tuve claro, más ahora desde que colaboro con Oncovallès, Fundación de Ayuda a enfermos de cáncer y a sus familiares. Luego, en algunas ocasiones, la enfermedad supera lo previsto, llega el final, para el que nunca, estamos suficientemente preparados. Un buen amigo se encuentra en situación limite, me asombra su entereza, su forma de comportarse, el amor que emana de su corazón. Imagino que debe costar mantenerse sereno, hablar de amor, de amistad, de curiosidad por lo que nos espera. HMontse 2 mayo 2013ermoso dia que guaradaré en lo mas profundo de mi ser…Hablar de esperanza, recordar tiempos pasados, decidir como queremos el mañana, es algo inaudito, en momentos álgidos. Pues sí, mi amigo sabe hacerlo, me gustaría que, cuando llegue mi hora, también yo sea capaz de pensar, de decidir, de no olvidarme de nadie…

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: