Las uniones politiqueras. Alfredo Vera

Alfredo_Vera

Convencidos de que para el 2017 será posible copiar lo sucedido en Venezuela donde lograron reunir a dios y al diablo para unas elecciones colectivas para diputados, en la que no se necesitaba un ungido único, entonces la fanesca se concretó, elemento importante que en una olla de grillos no será fácil o posible conseguir entre una decena de grupúsculos, cuando cada uno se sentirá con los méritos y atributos necesarios para ello, melodrama que ya se vivió, cuando el actual muñequeador Oswaldo Hurtado, quedó vergonzosamente a la cola de los demás y ya ahora está pontificando sobre lo que se debe hacer, esperando que alguien le diga que él es quien debe ser la insignia: Habrá tantos ilustres vanidosos que terminarán achacándose la culpa del fracaso y más desunidos que nunca.

En paralelo el radiodifusor Gonzalo Rosero decidió quitarse la máscara y declarase frontal opositor porque le tramitan, de entre más de un centenar de emisoras en el país, que la frecuencia en AM de la radio llamada “Democracia” la obtuvo con alguna leguleyada, aunque nada le va a pasar en la frecuencia FM, pero ya se declaró víctima de la dictadura de Alianza País, porque él y su gallada de permanentes invitados hicieron hasta un minúsculo plantón para demostrar lo perversa que es la Ley, que dizque lo quiere silenciar.

Y para redondear una parte de la película de miedo montan todo un show sobre la supuesta criminalización de la protesta social con los motejados “21 del Arbolito”, grupo de sancionados con 15 días de cárcel cuando fueron apresados con las piedras y los garrotes en las manos cometiendo el delito de agresión a la Policía en la última marcha de protesta violenta.

Todos estos sainetes no son para consumo interno sino de exportación para dar herramientas a las campañas de desprestigio que manejan los medios privados internacionales para escandalizar y dejar sentado que el Ecuador vive un ambiente insoportable de dictadura y pasan de la ridiculez a la tragicomedia.

Mientras tanto hay una sorda campaña al interior de los grupos políticos para determinar cuándo, dónde y con quienes se sientan en una mesa de unidad a determinar el mecanismo que reciba el apoyo colectivo para proceder con unas primarias o una selección a dedo del que pueda liderar el proyecto con el que aspiran triunfar el 2017 para desbaratar los avances logrados por el actual proceso gubernamental, so pretexto de cambiar de modelo.

Los que no tienen ninguna expectativa para ser ungidos como el conductor de la alianza son los que se adelantan a demostrar su desprendimiento y están dispuestos a renunciar al honor que cuatro gatos le quieren otorgar. Pero los pesados como Nebot. Lasso, Rodas, etc. prefieren prudentemente que sus ocho gatos se multipliquen con la presencia de indígenas, afrodescendientes, trabajadores, maestros, estudiantes, empresarios, grupos sociales, etc. puedan ser atrapados a sus huestes.

Unir a indígenas campesinos con empresarios transnacionales, a oligarcas banqueros con proletarios suburbanos, a politiqueros de angora con organizaciones sociales, a discriminatorios de oficio, con defensores de sectores excluidos: el agua transparente con el aceite viscoso, es una tarea de fracaso ineludible.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: