Langosta, Diririgida por Yorgoa Lanthimos con Colin Farrell, Rachel Weiszm Olivia Colman

El sábado, recomendada por una de mis hijas, fui con dos amigas a ver esta película singular y extravagante Langosta, con un trasfondo real, de denuncia de la visión que tiene gran parte de la sociedad respecto a la vida en pareja. ¿Es obligatorio vivir en pareja? He ahí el dilema que surge en el film. Excelente música, “apariciones estrafalarias”, realidades, de imprescindible visión. Considero seria IMORTANTE UN DEBATE.

langostamontserrat agost 2015

Sueños y locura. Liberación de los individuos de las convenciones sociales, creación, no apto para “mojigatos”, al margen de todo principio ético moral, la tildan algunos. Yo, la clasificaría como un espectacular fantasía onírica, humor cruel, confusión de tiempos. Pretende demostrar un mundo en el que nadie puede vivir solo, soltero.
Los aspirantes a entrar en la experiencia son gente que ha tenido alguna dificultad, busca la felicidad. Entran a formar parte, durante un mes -este es el plazo-, en un hotel de lujo y vanidad con todas las necesidades colmadas de todo orden. Tienen un mes para encontrar pareja, y, si no lo logran, serán convertidos en animales que, cada cual puede escoger.

Choca, de entrada, ver aparecer en escena unos dromedarios, o conejos, o corderos, o extraños pájaros. Son los anteriores usuarios que no consiguieron aparejarse. Su destino es, ahora animal.

¿Qué descubre el film a lo largo de su caminar? Siempre hay unos que dirigen-ordenan, intransigentes con su afán de poder. Pone en relieve la poca exigencia de aquellos seres humanos, sus defectos: la envidia, la desconfianza, las mentiras, la ira, la lujuria, pero también muestra el verdadero amor y sus consecuencias.

Paisajes inusuales en especial bosques; acciones violentas para obligar a los inquilinos que se resignan a buscar pareja, consecuencias drásticas para quienes no lo consiguen

Surrealista, podría ser obra de Buñuel, Dalí, de Vitorio de Sica… Su pretensión, liberar al individuo de su monotonía, siempre, obra ardua.
Sí, reconoce, que el verdadero amor nos hace libres, y nuestros sueños, nuestras locuras, se desvanecen teniendo cerca al ser amado. No nos importa la opinión de nuestra sociedad en general sorda, vacía, sin propuestas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: