Mentiras que ofuscan

Son tantas las mentiras que se publican, que, se dicen impunemente, como si de verdad se tratase. Cuesta, descubrir la verdad, suponiendo que exista.

libre

Guerras siempre santas, exiliados y refugiados, unos por razones de guerras pero, una gran mayoría por motivos de vida, de un pedazo de pan para seguir existiendo en un mundo donde la voracidad de unos pocos, acaba con lo que pertenece a unos muchos, es decir, a la humanidad entera.
Siria, Jordania, Turquía…por nombrar algunos países.
¿Quién está detrás de todo lo acaecido? ¿Quienes dirigen el timón de estos barcos gigantes, cargados de riqueza, que pretenden usurpar unos pocos, a beneficio propio?
Matan al dictador para ocupar su lugar preferente.
Así empezaron la mayoría de los movimientos, para destronar a sus presidentes, acusándoles de maldad, de despotismo.
¿Cuál ha sido el resultado?
Al menos antes comían, estaban en sus casas con los suyos, en sus ciudades. Ahora, viven al raso bajo las estrellas, a merced de vientos y tempestades, muriendo sin que nadie se preocupe de ellos.
Y quienes deberían salir al paso: Naciones Unidas, se calla, no actúa, a pesar de que fueron elegidos para ello.
¡Mentirosos gobernantes, mentirosas potencias! Fueron escogidos, su trabajo es procurar el bien común…
Es un sálvese quien pueda en el que estamos inmersos.
También el político, y, en este sentido, algo sabemos.
Que nuestro caminar sea firme defendiendo lo que es nuestro y nadie ni nada nos pueden robar: el futuro…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: