Miquel Marti Pol: Ara mateix. Llibertat Presos politics

noviembre 30, 2018

Aquest matí m’han convidat a participar a l’acte per reclamar la Llibertat dels nostres presos polítics, un grup de Funcionaris Municipals que, un divendres al mes surt al carrer per recordar i exigir-ne la Llibertat.

M’ha semblat adient la Poesia de Miquel Martí i Pol, el nostre gran poeta al que vaig tenir la sort de conèixer i compartir molts encontres.

 

ARA MATEIX Miquel Martí i Pol

Ara mateix enfilo aquesta agulla
amb el fil d’un propòsit que no dic
i em poso a apedaçar. Cap dels prodigis
que anunciaven taumaturgs insignes
no s’ha complert, i els anys passen de pressa.

De res a poc, i sempre amb vent de cara,
quin llarg camí d’angoixa i de silencis.

I som on som; més val saber-ho i dir-ho
i assentar els peus en terra i proclamar-nos
hereus d’un temps de dubtes i renúncies
en què els sorolls ofeguen les paraules
i amb molts miralls, mig estrafem la vida.

De res no ens val l’enyor o la complanta,
ni el toc de displicent malenconia
que ens posem per jersei o per corbata
quan sortim al carrer. Tenim a penes
el que tenim i prou: l’espai d’història
concreta que ens pertoca, i un minúscul
territori per viure-la. Posem-nos
dempeus altra vegada i que se senti
la veu de tots solemnement i clara.

Cridem qui som i que tothom ho escolti.
I en acabat, que cadascú es vesteixi
com bonament li plagui, i via fora!,
que tot està per fer i tot és possible…


¿Licencia para matar? No, señor Trump. Hasta aquí podíamos llegar. Federico Mayor Zaragoza

noviembre 30, 2018
Pensé que cuando el insólito Presidente Trump dijo que no iba a poner en práctica los Objetivos de Desarrollo Sostenible y los Acuerdos de París sobre el Cambio Climático se produciría una gran reacción de los líderes del mundo y, en particular, de los europeos. No fue el caso. Todos sumisos aceptaron aumentar todavía las escandalosas inversiones en armas y gastos militares, cuando mueren de hambre y extrema pobreza miles de seres humanos al día y, lo que es peor todavía, eliminaron del orden del día de los encuentros de los países que integran los grupos plutocráticos, para no agraviar al magnate norteamericano, los puntos que se referían al cumplimiento de estas apremiantes medidas en favor de la habitabilidad de la Tierra y de la igual dignidad humana.
Era intolerable que se estuvieran inculcando elementales responsabilidades intergeneracionales, que se estuvieran contraviniendo y aplazando sine die decisiones inaplazables pensando en nuestro legado a los que llegan a un paso de nosotros… y los que deberían hallarse en la vanguardia de la oposición a la indescriptible discrecionalidad y marginación del multilateralismo democrático por parte del Partido Republicano de los EE.UU., han sabido únicamente mirar hacia otro lado.
Pero ahora, al recibir los soldados situados en las fronteras licencia para matar, creo que ha llegado el momento de una gran reacción popular. Ahora somos “nosotros, los pueblos”, los que debemos elevar la voz y, en un gran clamor popular, decirle al Presidente Trump que, si no cambia radicalmente de actitud dejaremos de adquirir productos norteamericanos. El único lenguaje que entendería.
Hasta aquí podíamos llegar. En caso contrario cómplices. Delito de silencio.

El G20 Argentina Cumbre de líderes. Damián Cunale

noviembre 30, 2018
Con la llegada de los primeros líderes mundiales y la reunión final de Sherpas y Deputies, el G20 comenzó a trabajar en lo que será el cierre de la presidencia argentina al frente del grupo, la Cumbre de Líderes. Cumbre que se desarrollará entre el viernes y el sábado en una Ciudad que está cercada por un fuerte operativo de seguridad.

Los líderes que serán parte de la cumbre, como miembros permanentes junto al presidente argentino Mauricio Macri, son la alemana Angela Merkel, el saudita Mohammed bin Salman, el australiano Scott Morrison, el brasileño Michel Temer, el canadiense Justin Trudeau, el chino Xi Jinping, el surcoreano Moon Jae-in, el estadounidense Donald Trump, el francés Emmanuel Macron, el indio Narendra Modi, el indonesio Joko Widodo, el italiano Giuseppe Conte, el japonés Shinzo Abe, el mexicano Enrique Peña Nieto, la británica Theresa May, el ruso Vladimir Putin, el sudafricano Cyril Ramaphosa, el turco Recep Tayyip Erdogan, el español Pedro Sánchez y el presidente del Consejo Europeo Donald Tusk.

A su vez, la presidencia tiene la posibilidad de incorporar países invitados para cada ocasión. Argentina eligió como sus invitados al presidente de Chile Sebastián Piñera, al primer ministro de Singapur Lee Hsieng Loon, al Primer Ministro de Jamaica Andrew Holness y al de los Países Bajos Mark Rutte.
A los líderes mencionados se sumarán, para algunas actividades, miembros de organizaciones internacionales invitadas como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Banco Mundial, Consejo de Estabilidad Financiera (FSB), Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), Fondo Monetario Internacional (FMI), Naciones Unidas (ONU), Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde), Organización Internacional del Trabajo (OIT), Organización Mundial de la Salud (OMS), Organización Mundial de Comercio (OMC).

Los presos preparan acciones de protesta contra el juicio del 1-O. El Periodico

noviembre 30, 2018

Imagen de los políticos recluidos en el centro penitenciario de Lledoners: Jordi Sànchez, Jordi Turull, Jordi Cuixart, Josep Rull y Raül Romeva, en primera línea, y detrás, Oriol Junqueras y Joaquim Forn. / ÒMNIUM CULTURAL

Los siete independentistas presos en la cárcel de Lledoners preparan diferentes acciones de protesta contra el juicio del 1-O, que consideran radicalmente injusto. No todos están de acuerdo en adoptar las mismas acciones, por eso cada uno decidirá la suya. Para acallar esas discrepancias y proyectar imagen de unidad, han difundido en la tarde de este viernes una foto de grupo tomada el mismo día en el patio de la prisión.

La Assemblea Nacional Catalana (ANC) propuso inicialmente que los siete se declararan en huelga de hambre por un período de 15 días. Pero no hubo consenso al respecto entre todos ellos. En principio, solo Jordi Sànchez, expresidente de la ANC y diputado suspendido de JxCat, iniciará el ayuno.

Los otros seis (Oriol Junqueras y Raül Romeva, de ERC; Josep Rull, Jordi Turull y Joaquim Forn, de JxCat, y Jordi Cuixart, presidente de Òmnium Cultural) elegirán individualmente otras fórmulas de protesta, como por ejemplo negarse a salir al patio o a acudir a los espacios comunes de la cárcel.

Cuixart ha tenido un papel clave en la suavización de las discrepancias tácticas entre los reclusos y en la búsqueda de un consenso entre ellos, según fuentes conocedoras de la negociación. El acuerdo alcanzado establece que los presos “tienen el compromiso de respetar todas las opciones personales para reivindicar y denunciar la injusticia de este proceso judicial”, según un comunicado de Òmnium.

La misma nota hace una referencia velada pero significativa a las diferencias de criterio iniciales sobre las acciones a emprender: “Cada uno de los presos está adscrito a una familia del catalanismo político y esta mirada plural es justamente lo que hace que el día a día en la prisión sea también un aprendizaje en la lucha por la libertad”.

Añade el comunicado que en vísperas de la celebración del juicio, los procesados “quieren trasladar un mensaje de unidad y serenidad”. “La represión, en forma de reclusión penitenciaria, no ha debilitado sus convicciones y se preparan a conciencia para afrontar el juicio a la democracia”, señala.


Manifest dels Amics de la Unitat Moral d’Europa 2018 a la Parròquia Santa Maria El Pi, de Barcelona

noviembre 30, 2018

Acte entranyable en el que vaig tenir el goig de participar entre una vuitena de contertulians y dos presentadors.

El tema ho mereixia. Parlar de la Unitat Moral d’Europa en el moment que tot fa aigües, com es diu vulgarment, va ser un crit d’atenció a la situació que viu aquella enyorada Europa, per la qual hem maldat des de sempre. Jo, des que vaig tenir ús de raó.

Saben però?

La meva era l’Europa dels pobles, l’Europa dels ciutadans. NO l’Europa de l’Economia i del Poder ni, l’Europa d’uns pocs, aquells que tenen a seu abast el futur d’homes, Pobles i Nacions, així com les vides i bens dels s´hi mouen.

Fa 104 anys, el 27 de novembre de 1914, a l’Ateneu barcelonès un grup d’intel.lectuals catalans va preparar i signar un Manifest dels Amics de la Unitat Moral d’Europa que va ser molt ben acollit entre els antibel-licistes d’aquella Europa immersa en una guerra entre Estats i ciutadans del vell Continent.

Passats els anys, altre grup d’amics des de Catalunya, a l’emparo de l‘Associació Vibrant, hem recuperat aquella interessant iniciativa i dimarts, 27 de novembre, a la Parròquia El Pi de Barcelona, vam llençar el Manifest alhora que vam expressar algunes idees del què suposa, per a nosaltres avui, passats més de 100 anys, aquesta colpidora frase: Unitat Moral d’Europa.

Parlem de Moral? Existeix?

Vet aquí els meus pensaments, en tant que enunciats per a poder hi pensar-raonar.

Si féssim una Enquesta al carrer molta gent no sabria què respondre davant d’aquesta paraula tant decisiva per a la vida de tothom: Moral.

Per a una gran majoria, Moral els porta a pensar amb  Sexualitat i prou. Durant molts anys l’església ho va predicar, exigir del feligresos, potser no tant per a ells.

Per a mí te moltes connotacions de drets i deures.

El Be i el Mal, la Ètica, elements lligats al nostre Comportament, les Paraules els Pensaments i, de manera especial la Mirada envers els altres.

També s’assimila, a conflictes de religió. Com? Ajuden a dividir, sovint, a les ordres dels manaires que van al davant.

No els agrada als líders –siguin de l’ordre que siguin-, la nostra incredulitat, la nostra desobediència.

No permeten  que campem al nostre aire, seguint el què ens dicta el cor quan, el què està en joc per alguns,  son únicament les economies dels països que configuren les Nacions.

Son uns pocs que manen i dirigeixen vida i bens dels ciutadans. Nosaltres, els Pobles, hem deixat se ser lliures per a convertir-nos en súbdits. És un nou model d’esclavitud, la del S XXI.

Sortosament gràcies a gent avançada com els que aquesta tarda ens acullen i acompanyen, molts hem deixat de ser ramat, sense deixar de ser creients-practicants.

La tant enyorada Moral, fa anys ha transgredit. Ve dictada per l’Economia, la Política, la Premsa i uns pocs poderosos, en el seu afany de voler ser més que els altres: ser sempre els primers, el que tenen el poder i els diners. Els que tot ho  manen se n’han fet amos.

Per aquesta elit: Si no tens diners NO manes. Equival a dir: No ets ningú.

Quines son les nostres eines? Cadascú segur les te les seves particulars, afilades, a punt d’esgrimir.

Jo, des que tinc ús de raó, defenso dues armes: Educació i Paraula . Ambdues son d’expansió massiva, a l’abast i al servei de tots, petits i grans. Cal fer-les arribar a tots els habitants del Planeta. Encomanar els hi el nostre bon fer i coratge.

Sovint les hem mantenir camuflades, com ara al nostre país Catalunya.  Aspirem a ser PERSONES  de be, gent normal i preparada per a fer front a no importa què. Gent com la que recordo encara de quan era petita i, res era fàcil i no disposàvem de res.

Podem qualificar-les d’expansió massiva però, així com les mines d’expansió massiva maten, aquestes nostres armes inoculen Saber i Amor pels altres.

Enveges sempre n’hi han hagut però, el desfici d’ara, de ser sempre el més important,  el primer, és un vici que porta la gent a la perdició.

Motiu?  Massa sovint  la ciutadania calla, s’arronsa i, esdevé súbdit en tot el què abasta aquesta maleïda paraula.

Siguem lliures, oberts d’esperit. La nostra força radica en el poder-voler de la gent tota.

 

Parròquia El Pi. 27 novembre 2018.

 

 

 


Un país llamado Cerdilandia. Gustavo Duch

noviembre 29, 2018

 

Como asegura el autor de este Articulo: Cerdilandia es una de las peores noticias agroalimentarias de los últimos años. 

 

Hace cinco o seis años, Patricia, Txetxu y yo visitábamos una cooperativa de agricultores andaluces dedicados a la producción de tomate para uso industrial. Industrial, porque disponían de una fábrica enorme en la que, por un lado, entraba el tomate cosechado y, después de pasar por un sinfín de tubos, salía tomate frito listo para envasar por el otro extremo. Era un momento dramático para la cooperativa, pues, como pudimos ver, almacenaban varios cientos de bidones azules de cien litros cada uno rellenos de tomate frito que no sabían dónde vender. La fábrica catalana de pizzas Tarradellas, que era su cliente principal, les había dejado de comprar tomate frito al encontrar proveedores más baratos en Marruecos.

El gerente de la cooperativa nos contó la solución que querían explorar para salvar su estrategia del monocultivo de tomate. “Queremos abrir el mercado con China. Si todos los chinos se acostumbran a comer arroz a la cubana, estaremos salvados”, expuso.

Confieso que sonreímos al oír la estrategia del “arroz a la cubana”, pero no andaba desencaminado para nada. Este 29 de noviembre, aprovechando la presencia del presidente de China, el Estado español y este país han dado a conocer un acuerdo por el cual podremos exportar carne fresca y embutidos de cerdo hasta hartar a toda la población china de suculentos platos hechos a base de tocino, jamón o lomo de cerdo.

Viendo la recepción que hizo toda la aristopolítica española a la comitiva china –al estilo de Bienvenido Mister Marshall, con el rey y la reina en los papeles de Pepe Isbert y Lolita Sevilla– y leyendo en la prensa todo tipo de parabienes, me pregunto: ¿No vamos a decir nada? España ya es un monocultivo de cerdos, y Catalunya lidera el sector, que representa casi el 2% del PIB estatal. Con esta «promesa» a la porcinocultura industrial, las macrogranjas de cerdos se van a seguir multiplicando por todo el territorio hasta que llegue un día que China encuentre otro proveedor más barato y deslocalice su necesidad carnívora más lejos y, entonces, nos preguntemos: ¿Y a quién vendemos tanto cerdo?¿A los habitantes de Marte?

Pero, mientras tanto, tendremos más de todo lo que representa la producción industrial porcina: desaparición de las últimas fincas sostenibles y administradas en lógica de comercio local; más contaminación de tierras y acuíferos a causa de los purines generados por la supercerdipoblación; más emisión de gases CO2 para incumplir a rajatabla con los compromisos contra el cambio climático; mayor dependencia del comercio internacional de soja para alimentar a tanto cerdo; mayor responsabilidad, por tanto, de la pobreza que este modelo productivo genera en países del sur; más fórmulas de explotación laboral en los mataderos y granjas; más explotación vital de seres vivos condenados a vivir sin moverse o bien a parir más o bien a engordar más rápido, por ejemplo.

Porque Cerdilandia es una de las peores noticias agroalimentarias de los últimos años. Y, como dice la estrenada canción de Nacho Vegas para celebrar el aniversario de Ecologistas en Acción, si no queremos acabar viviendo en Marte –aludiendo al libro del poeta Jorge Riechmann Gente que no quiere viajar a Marte–  habrá que “seguir escribiendo cartas, levantando barricadas, seguir con nuestro cantar mientras sea la ternura un don”.

Y provocar una “rebelión en la granja”.


LA CORRALA

noviembre 29, 2018

 

La corrala era un tipo de vivienda característico del viejo Madrid (hoy casi desaparecido), en el que un patio central, a la vista de todos los vecinos, se transformaba en el foro compartido de festejos, reuniones y todo tipo de celebraciones comunitarias. La corrala puede contemplarse desde una óptica arquitectónica, pero también sociológica. En la capital del Estado quedan pocos indicios de aquellas galerías abiertas desde las que el pueblo expresaba sus penas y alegrías, pero han quedado las huellas del entramado social que les dio vida.

Ahora la corrala la tenemos en el Congreso de Diputados, en el Senado, en las radios públicas y privadas, en los periódicos de papel, en los digitales, en las tertulias televisivas, en el Tribunal Supremo, en la Audiencia, en la Fiscalía, etc. etc. Todos estos agentes cuentan además con las redes sociales, que amplifican sus declaraciones o comentarios hasta llenar el espacio de basura informativa, abundante material que genera confusión y malestar.

La corrala aprovecha cualquier noticia y la explota sin el menor cuidado, desarrollando tesis de lo más peregrino, más propias de un taxista envejecido por los años y la rutina del trabajo, que de un ciudadano medianamente equilibrado.

Ahora el tema es Gibraltar, un conejo sacado de la manga para tapar temas mayores. El señor Sánchez, presidente del gobierno, presionado por su propio partido y por la caverna mediática madrileña, ha querido demostrar su “patriotismo zarzuelero”  (a la altura de sus colegas del PP y Ciudadanos) y hasta ha amenazado con bloquear los acuerdos entre Gran Bretaña y la Unión Europea respecto al Brexit. Al final todo ha quedado en un bluff, que, como es habitual, ha presentado como un triunfo. Introducir Gibraltar en este asunto es como si nos pusiéramos a discutir sobre donde colocar un insustancial calendario de mesa en el castillo de Windsor.

Lo de Gibraltar sólo compete a los gibraltareños, que son los habitantes de ese territorio británico, ratificado como tal por el Tratado de Utrecht de 1713. Y los gibraltareños ya han confirmado en dos ocasiones (99 y 98% de votos a favor) que quieren ser ciudadanos británicos y nada más. Subsidiariamente  les interesa  también a los habitantes de La Línea y pueblos próximos, que cada día cruzan la verja para ganar un salario que les permita vivir dignamente (algo que no consiguen en su propio país), hasta el extremo de que el 50% del PIB de La Línea lo genera Gibraltar. Claro que para los españoles citar la palabra “referéndum” es citar al diablo. El Brexit es un asunto demasiado serio (tanto para el Reino Unido como para la Unión Europea y, sobre todo, para los mercados financieros), como para que un episodio menor e irrelevante, ajeno al contencioso principal, les haga perder el tiempo.

¿Por qué sale ahora Gibraltar?  Pues porque siguen las muestras de desvarío institucional y hay que contraprogramar.

¿Por qué sale ahora Gibraltar? Porque así corren un tupido velo sobre las continuas provocaciones de Ciudadanos. ¿Cómo podemos aceptar que el Estado permita que un partido  –la tropa sedienta de odio hacia Catalunya de Ciudadanos–  pasee por la capital un autocar pintarrajeado con el eslogan “no a los indultos de los líderes independentistas catalanes”?  El indulto lo concede quien tiene poder para ello, cuando alguien ha sido condenado, no antes. El “no al indulto” previo a un juicio en el que hay que probar unos delitos, no sólo es una canallada sino una aberración jurídica. ¿No tiene nada que decir la fiscalía general del Estado, tan activa en otras cosas, sobre este disparate?

¿Por qué sale ahora Gibraltar? Pues porque así archivamos el órdago del señor Cosidó, portavoz del Partido Popular en el Senado y antiguo jefe superior de policía con el ministro Fernández, cuando se abrieron para conocimiento público las cloacas del Estado. El señor Cosidó comunicó a sus colegas en la cámara alta que todo estaba atado y bien atado en el Tribunal Supremo, de forma que podían controlar desde dentro, con detalles específicos, la dirección de la causa general contra los líderes independentistas, que era una forma implícita de decir que podían dirigir también el sentido de la sentencia. Por el silencio habido, parece que tampoco tiene nada que decir al respecto la fiscalía general del Estado.

¿Por qué sale ahora Gibraltar? Porque creen que un “chute” de patriotismo hará olvidar las continuas meteduras de pata del ministro Borrell, que con una retórica siniestra va ampliando su cartera de enemigos, en especial en el ámbito internacional y, al propio tiempo, obtiene la aprobación unánime de lo más rancio del PP (o sea de todo), de Ciudadanos, de Vox, de Sociedad Civil Catalana e incluso del afrancesado y apergaminado Manuel Valls.

¿Por qué sale ahora Gibraltar? Porque así no prestaremos atención a las declaraciones del señor Luis Argüello, secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española (máximo órgano de poder de la confesión religiosa dominante en el Estado español). El señor Argüello manifestó sin ambages: “ Nosotros en nuestra comprensión del ministerio admitimos a diáconos permanentes que sean hombres casados pero en el presbiterado como en el episcopado pedimos varones célibes y dentro de esta configuración de varones célibes pedimos también que se reconozcan y sean enteramente varones y por tanto heterosexuales”. Lo que “se reconozcan y sean enteramente varones” es muy llamativo, máxime cuando los clérigos de esa religión destacan entre otros por los centenares de casos de pederastia denunciados y probados. El nacionalcatolicismo y su protagonismo en un Estado constitucionalmente laico, es una muestra más de la lógica paradójica.

¿Por qué sale ahora Gibraltar? Porque son unos tramposos, a los que les gusta alardear y presumir de lo que no tienen, creyendo que de esta forma ocultan sus vergüenzas.

La amenaza de Sánchez me recuerda un western de la serie B. Sólo faltaría añadir: “Yo de ti no lo haría, forastero”.

 

*** Una recomendación muy especial. En “de otras webs” reproducimos el artículo de Xavier Diez, historiador y escritor, “Mentiras fundamentales sobre Cataluña”. A mi juicio, el mejor análisis sobre el contencioso catalán publicado en los últimos tiempos.

 

 


A %d blogueros les gusta esto: