Contra la pobreza y el hambre.

marzo 12, 2014

Hace años que, los pobres, son más pobres cada día que pasa. Se trata de una triste realidad que, algunos politicos, no querian admitir, así como muchos de los ciudadanos que gozan de buena economía: “son pobres porqué no quieren trabajar”, suele ser el estribillo. Son pobres porqué no tienen opciones, faltos de formación, de titulación, de conocimientos. EDUCACIÓN ésta sí es una arma a escrimir. Y, además, no trabajan, porqué NO existen opciones.
El Parlament ha debatido hoy el tema, y, a pesar de la falta de recursos, el proyecto de ayudar a quienes más lo necesiten, se llevará a cabo. ¡Imprescindible! que los niños, tengan opción al comedor de la escuela. Investigaran, se acabará con los abusos de quienes, fingen necesidades, pero estan laborando de forma extra oficial. Quienes lo hacen como corresponde, pagando sus impuestos, con nómina, no tienen oportunidades, porque su sueldo, por mísero que sea, es considerado “suficiente”, aunque aquella persona tenga a su cargo hijos, padres…
Me duele el alma cuando alguien cercano me cuenta su situación. O cuando, como ayer tarde, en una empresa de Granollers de electricidad, escuché histórias dolorososas de personas que, carecían de electricidad, que no podian cocinar, no tenian acceso a calefacción ni luz. Deben acostarse cuando llega la noche. Van a pagar cuando disponen de lo necesario, para que de nuevo les conecten a la red. Los empleados escuchan aturdidos sus historias. Increibles en el SXXI cuando las grandes tecnologías ofrecen todo, pero solo a los pudientes, que ignoran, o al menos pretenden obviar, que otros no pueden siquiera sentarse a una mesa y comer un mendrugo de pan, que reservan para sus hijos o padres ancianos.
Tertúlia grup dimecres B
Tambien en la Tertúlia de Radio Granollers hemos abordado hoy el tema Pobreza, así como la constitución, en Granollers, de Alcaldes per la Pau de Catalunya. Se trata de una interesante “figura”, alcaldes de todos los colores del arco paralamentario, de diferentes ideologías, que velaran, desde su responsabilidad Municipal, contra las guerras, entre las más aciuciantes: la Injustícia Social, que mata de hambre a más de sesenta mil personas día, 35 mil de los cuales niños. 842 millones de personas no tienen lo suficiente para comer. El hambre es la más subtil de las armas, no hace ruido, cala hasta lo más profundo del ser humano indefenso, más poderosa que el cáncer, SIDA, tuberculosis. Mata sin hacer ruido. Demasiados, no se quieren dar por enterados…


A %d blogueros les gusta esto: