Adéu-siau Mn. Cardús

octubre 31, 2020

Ha mort Mn Josep Cardús i Grau, rector de Marata i Corró d’Amun home singular, capellà incòmode en temps franquista. Quan res no era fàcil i ningú no tenia veu, la seva es feia sentir fort.

Sense por del què diran o pensaran, mossén Cardús va fer créixer molts neguits i esperances. Anar a missa a Marata, era fita obligada  -també d’alguns que no hi estaven d’acord però volien ser-hi-. El seu missatge de l’Evangeli era a l’abast de tothom. Capellà avançat, sense prejudicis, allò que encara avui costa trobar a l’Església, era important escoltar què deia quan tot era prohibit. Eren temps d’espietes, tots sabíem qui eren però, mai no se’ls va negar l’entrada enlloc. Ell, a Marata i mossèn Joan Vallicrosa, a Llerona, van obrir molts ulls i treure la cera d’orelles brutes.  El temps, per a aquests capellans, no comptava pas, i sí que comptava l’amistat i el bon fer.

Necessitem pastors senzills com mossén Cardús, sense por del que diran

Recordo una frase que repetía:Ser a Marata i no formar part de la gent no tindria sentit.” Soc cristiana practicant i trobo que molts s’haurien d’avergonyir de com representen a  l’Església. És clar que no parlo dels de baix sinó dels seus superiors. L’Església ha de recuperar la senzillesa dels primers cristians, sense embalums ni disfresses, de tu a tu.  Que els senyors bisbes portin una creu penjada al coll per tal que tothom sàpiga que son superiors, però sense afegitsts extres com sabates, roba cara, anells, xòfers, servents,  massa gent de  pendents d’ells.  Jo els dic: NO! Necessitem pastors senzills com mossèn Cardús, capaços d’encomanar fe i esperança, sense pretensions descarades. Ah! I sense por del què diran. Si obres amb fermesa, convençut d’allò que fas,  res no t’ha d’esporuguir.

Bon cel, Mossèn Cardús, potser podràs ajudar a posar-hi ordre. Fins a sempre!


13 años sin Modest Cuixart

octubre 31, 2020

Modest Cuixart i Tàpies notable artista, inmejorable amigo, nació en Barcelona el 2 de noviembre de 1925, falleció en el Hospital de Palamós el 31 de octubre de 2007, en triste soledad.

Fue uno de los fundadores del grupo Dau al Set junto a Joan Brossa, Antoni Tapies, Joan Ponç, Arnau Puig y Josep Tarrarts.

Habia iniciado la carrera de medicina con mi marido Oriol pero no siguió. Compartimos una profunda y entrañable amistad, venia a menudo a casa. Con él y mi amado esposo, mantuvimos largas charlas sobre lo divino y lo humano. Yo me limitaba a escuchar. Organizábamos tertúlias y encuentros en casa con amigos comunes que se prolongaban hasta la madrugada. Bellos recuerdos que guardo en mi corazón. Jamás tenía un no cuando le pedías de colaborar a favor del bién común.

Una gran amiga -Maïs- me comunicó que estaba ingresado en el Hospital i fuí a visitarle. Feliz cuando me veía llegar. Cogia mi mano, me miraba, seguro que necesitado del calor humano que le fue negado, en aquel trance final, triste, solo. Me pregunto pueden dormir tranquilos quienes así actúan? No lo merecía. Me dolió la comedia humana que siguió a su muerte.

Foto antigua tomada en su casa de Palafrugell cuando le hice una Entrevista.


Pensar y amar. Ramón Torres Galarza

octubre 30, 2020

Puedo amarte en todas las formas posibles,

excepto en aquellas tan humanas y simples

que me obligan a estar, a sentir a compartir,

por eso prefiero solo imaginarte

así la razón se justifica

en su propia i terrible

incapacidad de comprender

que no es necesario pensar,

cuando es imprescindible amar.


SOS DE VICENS VACCA A L’EACC (CASTELLÓ)

octubre 30, 2020
 
Demà 31 d’octubre a les 12h s’inaugura SOS una exposició individual. En ella es presenten quatre peces construïdes per l’artista específicament per a l’EACC.

En el marc de l’exposició, s’ha editat una publicació amb un text de Valentín Roma en el qual s’aborda el treball de Vicens Vacca.
Hi ha una cosa equívoca –i per això fascinant– en com el mateix artista es descriu o descriu les seves propostes. En la seva manera d’atendre al fallit, en les seves maneres d’assenyalar l’absent, en la seva inclinació a sobreindicar quins llocs epistemològics ha abandonat. Això, unit al caire fugisser de la seva pròpia figura per a qualsevol inquietud sistèmica, fonamentalment per als sistemes de l’art, fan de Vacca un cas perfecte amb el qual tranquil·litzar les asprors que implica qualsevol heterodòxia. Però precisament per això, perquè Vacca no milita en cap capella ni en cap nínxol d’època, la seva obra, o millor la seva desobra, resulta tan aclaparadora i de tanta rotunditat.


L’enveja

octubre 29, 2020

Sempre ha estat per a mi el pitjor dels pecats. Malgrat que avui no es porta parlar de pecats -tot és correcte a la societat desnonada que vivim- caldria fer un toc d’atenció a les famílies perquè  esmercin més temps per ensenyar/educar als més joves i fer-los  conèixer l’existència d’unes normes de vida a complir que no es poden obviar.  

Enveja és desitjar allò que te l’altre i tu no tens. La manera de fer i ser de l’altre que tu no ets. Jo els diria, als que així pensen i actuen, que no ho tenen perquè no volen, perquè mai no s’ho han proposat. Què vull dir? Perquè el comportament diari ha de ser de servei, d’ajut, de companyia als que l’envolten. No ha de girar tot únicament al teu entorn.  Malauradament  la vida, per a molts, només té un objectiu: ser més que els altres, tenir més que ningú trepitjant tot allò que se li posi davant, començant per les persones, potser també seus amics i parents. 

La pandèmia hauria de servir per modificar pensaments, maneres de fer, de ser. Tots per tots per tal que l’enveja, sigui vençuda, erradicada  per sempre més. Seria una gran victòria! Que s’acabi l’enveja del qui diu mal d’algú i  sol ser sempre d’aquell que  és més ric i poderós.  O dels qui han tingut més sort a la vida -segur que s’ho ha guanyat- i tu no n’has sabut. De la bellesa corporal o espiritual d’algú que admires però enveges… Jo els recomano: aprofita el temps ara que en tens d’extra, sobrat, per modificar actituds. 

Imagineu com d’extraordinari que seria que en el futur de la història de la humanitat, quan s’escrigui  la història de la Covid-19, es pogués dir que: la pandèmia de coronavirus, la que va assolar el nostre món des dels primers mesos del 2020 fins ara l’octubre -quan els afectatssuperen els 35 milions  i els morts han depassat ja el milió, segons informa la Hohns-Hopkins, la primera Universitat dedicada a la recerca als EUA -va servir per apropar els pensaments dels que van quedar-.  

I què van decidir?  Que els sers humans dels cinc continents som tots iguals, no importa raça, color, llengua, homes-dones, alts-baixos, lletjos- afavorits. Que a partir de la pandèmia van unir esforços per a la consecució d’aquella igualtat amb la qual vam ser creats tots, fills de pare i mare, situats arreu del planeta Terra: Europa, Àsia, Àfrica, Amèrica, Oceania.   Que els afectats, rere la malaurada experiència, van decidir treballar pel be comú, per servir i apropar les persones, l’espècie humana tota i, van erradicar l’enveja per sempre més…Amén! Des d’allà on ens trobem, terra-mar-aire, recordarem alegries i penes, ensurts i esperances segur que prop dels que estimem i ens han precedit.

   I avui, a la Cuina de resistència: panellets. De tradició ancestral, es mengen per Tots Sants, acompanyats de castanyes torrades, moniatos escalivats i vi bo. Des de sempre que faig la massa dels ametllats. 

INGREDIENTS 300 grams d’ametlles crues. 200 grams de sucre. Dos ous 

Escaldeu i peleu les ametlles i passeu-les per la picadora un parell de vegades. Proposo les compreu ja triturades en un lloc de fiar. Cal fer un almívar amb els 200 grams de sucre i unes cullerades d’aigua. Barregeu les ametlles i l’almívar formant el massapà. Afegiu les clares batudes a punt de neu i remeneu -és l’acció més difícil- . Feu boletes petites de la massa i pinteu-les amb els rovells batuts. Podem preparar-ne amb ametlles picades o amb un trosset de codonyat al damunt, o una avellana o ametlles triturades a discreció. Col-loqueu les boletes en una plata per al forn folrada amb paper d’alumini untada amb mantega. Coure a forn suau i controleu que no quedin massa torrades.


Lapidación de la palabra…

octubre 29, 2020

He leido esta horrible frase que supone acabar con la Democracia. NO lo permitamos. La pandemia que nos mantiene encerrados, cabizbajos, silenciosos, aterrados, debe ser descubierta, conocer la mente insana y las manos de quienes la expandieron y, ahora, son incapaces de reconocer su error, confesar su pecado, pedir perdón.

No creo que nadie, ni la historia les absolverá de sumir en el pánico a niños, jóvenes y ancianos de todas razas y lenguas debe ser castigado. No creo en la casualidad, sí en la negligencia y desafio de quienes hayan elaborado un virus tal, que mata cuerpos y almas, destroza famílias, como siempre, las más humildes y a los que tenemos edad determinada que no les servimos más que para denunciar…y descubrir sus fechorias.

Sepan que NO NOS acallaran mientras tengamos un soplo de voz. Denigrante situación que, en manos políticas, dudamos sean capaces de resolver para recuperar la vida.

¿Lapidación de la palabra? ¡Palabras necias oidos sordos!


Danielle Mitterrand. Sempre al cor.

octubre 29, 2020

Mai oblidaré a Danielle, amiga especial, dona culta, entregada als que la necessitaven a qualsevol punt del Planeta. Avui sería el seu 96 aniversari. La vaig acompanyar en moltes activitats fins a la seva mort l’any 2011. Una setmana abans vam passar un dia sencer a casa seva discutint sobre el be i al mal. Dèia que era la seva millor amiga, que l’havia acompanyat en moments difícils quan tothom li feia el buit. Sento encara la seva abraçada quan ens vam despedir, sabíem que era la darrera. Pocs dies després va entrar en coma.

Perseverant en la lluita dels senzills, no escoltava els cants de sirena que alguns li dedicaven. Des de France Libertés va expandir al món missatges d’esperança, acollia les necessitats dels simples i humils, mai pendent del què diran sinó d’allò que li dictava el cor. Per què l’han mantingut a l’oblit? Maleïdes enveges

Exigeixo per ella alguna NOMINACIÓ especial del món. La mereix!

Sempre et porto al pensament i al cor…


Assange y el valor de la solidaridad. Juan Pablo Cárdenas S.

octubre 28, 2020

julian_assange.jpg

Dentro de las precariedades de Chile destacamos el desinterés general por lo que ocurre en el extranjero, por ese cotidiano acontecer que podría prevenirnos de tantos problemas e iluminar nuestras propias soluciones. Se sabe que los políticos escasamente ven más allá de sus narices y que todos sus sentimientos más bien se acotan a sus respectivos ombligos. Ni siquiera importa lo que sucede al otro lado de nuestras fronteras: a quienes nos gobiernan a lo sumo les interesa lo que pasa en la Casa Blanca, lo cual quedara tan fehacientemente demostrado con la visita de Sebastián Piñera a Donald Trump en Washington. Oportunidad en que nuestro Jefe de Estado le manifestó su anhelo de que la estrella de nuestro pabellón pudiera asociarse al de ese nutrido conjunto que expone en su bandera el federalismo estadounidense. Seguramente, para que Chile fuera visualizado dentro de esa estelar cantidad de territorios y estados conquistados por la superpotencia norteamericana.

Se ha dicho mucho que en nuestro remoto sistema republicano, los chilenos nos destacábamos en el mundo por ejercer la solidaridad con los pueblos oprimidos y en lucha por su liberación y cambio. Muchas de las más masivas manifestaciones callejeras del pasado tenían como motivación el repudio a la guerra en Vietnam, como el apoyo franco a las revoluciones de Cuba, Nicaragua y otras naciones. Los jóvenes muy especialmente protestaban contra el régimen del apartheid en la distante Sudáfrica, además de las represiones estudiantiles que se sucedían en la década de los sesenta en Francia y Alemania.

En varias naciones del mundo en que todavía palpita la solidaridad internacional se viene conformando un gran movimiento para exigir que cese la persecución contra uno de los héroes de la humanidad más prominentes de los últimos tiempos. Se trata de Julian Assange, un periodista australiano que ha sufrido en carne propia la inclemente y sostenida persecución del imperialismo norteamericano y la obsecuencia de sus grandes aliados.

Con solo 49 años de edad, el fundador de Wikileaks corre el riesgo de ser extraditado desde Londres a los Estados Unidos, después de estar asilado durante siete años en la Embajada de Ecuador en Gran Bretaña y ser violentamente expulsado de esta legación diplomática por orden de Lenin Moreno, uno de los gobernantes más corruptos no solo de los ecuatorianos sino del mundo entero. Un verdadero lambeculos de la Casa Blanca, como lo son también varios gobernantes europeos y de nuestra propia Región que hacen gárgaras sobre el tema de los Derechos Humanos, pero hipócritamente contribuyen o se lavan las manos respecto de uno de los más graves atentados contra la libertad de prensa y la dignidad humana de un colosal periodista como Assange.

Justamente desde Wikileaks se vertieron al mundo las más contundentes acusaciones de la actuación de Estados Unidos en los criminales ataques a Irak y Afganistán, especialmente en la brutal muerte de civiles de parte de las tropas agresoras, como dentro de las cárceles y centros de tortura secretos mantenidos por el Pentágono. Junto a ese conjunto de atrocidades que ahora el mundo reconoce gracias a los sólidos testimonios de la prensa independiente y digna. Verdades develadas que ciertamente llevaron a los gobiernos estadounidenses a perseguir sin tregua a este gran comunicador social y a otros como Edwards Snowden, quien ha debido asilarse en Rusia para escapar al acoso judicial y policial apoyado por el imperialismo.

Las cobardes tropas de ocupación, por cierto, no resistieron las fotografías e informes secretos que, entre otros, difundió Assange para registrar las masacres cometidas contra los civiles de ambos países, incluso consignar cómo desde un helicóptero se le daba muerte a 18 iraquíes. O sacar a la luz pública esos miles de archivos desclasificados que demostraron la forma en que la Casa Blanca fabricó conflictos artificiales en el objetivo de llegar a controlar el petróleo asiático. Además de descubrir el espionaje organizado para infiltrar a sus aliados europeos, enterarse hasta de las intimidades de sus mandatarios y, mediante todo ello, conseguir su más irrestricto apoyo para justificar y sostener estas cobardes guerras. Lo que no fue óbice para darle hasta el Premio Nobel de la Paz a un Barack Obama, quien en ésta y otras actitudes nada difirió de las políticas imperiales de sus antecesores y continuadores.

Tenemos constancia de cuánto se ha hecho desde Estados Unidos para acallar o asesinar a Assange, tanto como armarle acusaciones de connotación sexual en Suecia (las que felizmente se desbarataron), hasta la posibilidad de que dentro de la prisión londinense pueda ser infectado por el Coronavirus, lo que hoy se teme y denuncia. Por internet y las redes sociales nos enteramos de la proximidad de una sentencia que podría afectar a este connotado representante del periodismo libre. De la forma en que están surgiendo grupos de apoyo al fundador de Wikileaks en todo el mundo, pero sin lograr todavía la posición que debieran adoptar los gobiernos y estados que presumen de democráticos y soberanos, pero que en realidad más se comportan como cómplices y abyectos.

Cuánto nos gustaría que una de las más notables características del Chile pre dictadura se pudiera reanudar en estos días y cumplir con aquello de que nuestro país sea verdaderamente tierra de “asilo contra la opresión”. Así como sería pertinente que quienes se den a la tarea de edificar una verdadera constitución democrática, tengan en cuenta los valores de la solidaridad y la plena reinserción de Chile en el mundo. No solo para atraer inversiones y consumar negocios para los que siempre ganan, sino para vivir en armonía con la conciencia y el destino de la humanidad. Cuán justo sería que la prensa, la TV y las radios chilenas, hundidos en un general sesgo y monotonía, consignaran lo que sucede con Assange y la persecución de los medios amenazados.

Chile debe tener presente que durante los diecisiete aciagos años de la Dictadura Militar en todo el mundo se ejerció el más vasto apoyo a quienes luchaban contra la dictadura pinochetista, además de acoger a cientos de miles de asilados. Toda una enorme solidaridad que nos honró, estimuló y resultó muy decisiva en la salida política del país. Expresiones de sustento universal muy importantes también para nuestra prensa disidente, como a tantos nos consta y hasta hoy agradecemos.

Lamentamos, por ello, que dirigentes políticos verdaderamente “regaloneados” en todo el mundo, una vez en el poder se hayan comportado tan mal con países que llagaron a sacarse hasta la comida de sus bocas para darles acogida y protección. Pero, lo peor: hayan traicionado los ideales de justicia social y libertad que proclamaban entonces, mientras hoy favorecen los acuerdos cupulares, se hunden en la corrupción y se someten a los dictados de la ideología neoliberal, como de su máxima figura Donald Trump. Cuya derrota electoral en noviembre seguramente podrían llorar. Aunque de forma solapada, sin dudas.


A la deriva. Alfons Duran Corner

octubre 28, 2020

Hace ya algún tiempo que los medios de comunicación públicos catalanes van a la deriva, se dejan llevar por la corriente, y esa corriente es la que gobierna el “Deep State” desde la capital del reino y que los administradores catalanes (con una prudencia que los delata) aceptan solícitos sin rechistar. Será para fomentar el “diálogo” o eixamplar la base”.

En la actualidad lo tienen mal, pero que muy mal, los ciudadanos catalanes que quieran tener una información independiente, rigurosa y actualizada sobre la realidad económica, política y social de su país. Hace ya años que abandonaron la basura mediática procedente de Madrid (tanto la pública –TVE, radio Nacional, 24 horas, etc.– como la privada –Telecinco y asociadas, Antena 3 y familia, Onda Cero, la Cope, la Ser, la Trece, etc.-), y se refugiaron en lo que quedaba en casa: la radio y televisión públicas catalanas y las radios privadas también catalanas. Pero el deterioro del primer bloque ha sido progresivo.

¿Qué le pasa a TV3? ¿O es que sus dirigentes todavía están pagando las hipotecas y quieren asegurar sus ingresos, no sea que se enfade la autoridad competente? Ya es un disparate que los partidos políticos impongan cuotas en los períodos pre-electorales, pero ¿a qué viene una entrevista con el señor Carrizosa o con la señora Albiach en este momento, o es que tienen un proyecto tan novedoso que justifica la toma de un espacio público? ¿Cómo pueden entrevistar a fondo al presidente de una organización como Sociedad Civil Catalana (que de “civil” y “catalana” no tiene nada), cuyos miembros no llenan un cine de barrio, y no hacerlo –como mínimo al mismo nivel- con el máximo representante de Òmnium Cultural o de la ANC, que sí son sociedades civiles y representan conjuntamente a un cuarto de millón de personas? ¿Por qué se anima a la participación constante de “periodistas” (mejor llamarles propagandistas) adscritos a medios de la derecha más extrema, que no hacen más que vomitar su odio a la independencia de Catalunya? ¿O es que confunden un debate con el jolgorio de una corrala? ¿Cómo se permiten contratos millonarios con productoras independientes, creadas la mayoría por los propios empleados, que han descubierto una sencilla manera de enriquecerse? ¿Quién elige y con qué criterio a los corresponsales extranjeros que, con algunas salvedades notables, despachan unas crónicas intrascendentes que cualquier turista despistado podría firmar? ¿No se han planteado seriamente renovar la flota? ¿O es que TV3 es un ministerio, donde el trabajo está asegurado para toda la vida? ¿Por qué no hacen tabla rasa con los tertulianos y buscan savia nueva? ¿Tan limitado está el país? ¿O es que la señora Nebreda, por ejemplo, pretende jubilarse ahí? ¿De dónde han salido esas “estrellas” como el señor Ustrell y su equipo de colaboradores, que marea al personal con sus ambigüedades y su aire falsamente displicente? ¿Por qué los programas de humor ponen especial acento en ridiculizar al defenestrado President de la Generalitat, entrando en el juego del pim-pam-pum de la caverna? ¿O es que no saben distinguir la ironía del sarcasmo? ¿Qué es esa idiotez de introducir el castellano en muchos programas en detrimento del catalán, cuando el castellano ya cuenta en Catalunya con grandes espacios y no necesita apoyo? ¿O es que  ignoran que una de las razones básicas para la creación de TV3 fue normalizar la lengua catalana? ¿Por qué están tan contentos de haberse conocido y nos sueltan constantemente sus datos de audiencia que confirman su liderazgo? ¿No saben que las defensas corporativas a ultranza son propias de sociedades corruptas? ¿No intuyen que muchos la ven porque no tienen más remedio?

TV3 es un desastre y no le va a la zaga Catalunya Radio, donde ya Mónica Terribas dijo basta, harta de las imposiciones de los políticos de turno que no paraban de colarle contertulios de lo más reaccionario. No me olvido de Betevé, bajo la mirada severa de los comisarios políticos del Ayuntamiento de la señora Colau, que han conseguido transformarla en una plataforma local de vuelo gallináceo.

Resulta llamativo que una buena parte de la audiencia catalana se haya pasado a rac1, perteneciente al grupo  de la derecha españolista de la familia Godó, pero en la que parece que algún directivo inteligente de la casa ha comprobado el éxito, por el volumen de la audiencia, y ha permitido que personajes como Jordi Basté, Toni Clapés, Òscar Andreu, Òscar Dalmau y otros, que no ocultan su posición respecto a Catalunya (con matices), dirijan sus respectivos programas. Tienen sus limitaciones, pero son más libres que los funcionarios de la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (TV3, 3/24, Catalunya Ràdio, etc.), que solo falta que vayan vestidos de sonrientes “escolanetspara acabar la función.

No veo que a corto plazo pueda cambiar la deriva. Solo una apuesta por la iniciativa privada y la sociedad civil, utilizando canales de información no oficiales, puede darnos la esperanza de ver y escuchar programas que ayuden a reflexionar y a fomentar el espíritu crítico, y que mantengan el proyecto inicial de unos medios de comunicación genuinamente catalanes.

Mientras tanto seguiremos con la BBC, la npr y la CNN.


Qui ens vol fer fora?

octubre 28, 2020

El món està desquiciat, diuen que superpoblat que no hi cabem. Solució? Fer neteja de vells i dels menys afavorits, és a dir, dels més pobres. Faltarà el menjar, l’aire per respirar, l’aigua, les possibilitats de feina.

Jo demano: si els pobres i els vells se’n van, qui treballarà?

Ho heu pensat be els que així ho voleu? Qui cuidarà de vosaltres quan estigueu danyats pel que sigui sinó les àvies, aptes per tot i per a tots?

O la gent senzilla que treballa per sobreviure, que cuiden de les seves famílies, dels seus fills i dels avis que molts desatenen?

L’ambició corroeix. Al.liada amb l’enveja, pot produir estralls a tots nivells. Qui ha inoculat aquest nefast pensament? Els que es consideren amos i senyors de vides i bens,

Tinc clar que No es pot viure sense l’amor que emanen els senzills i els més grans…Configuren, com passa al bosc, l’imatge i colors que ens agrada veure en tot moment


A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: